<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

lunes, enero 30, 2006

MERETRIZ BABILONIA

La legendaria ciudad de Babilonia ha legado a la historia de la humanidad la onírica visión de sus famosos jardines colgantes, una de las antiguas maravillas del mundo, o la magnificencia de la puerta de Ishtar, espléndida en su concepción cromática y colosal por su magnitud.
Babilonia, la Babel de las fuentes bíblicas, fue una urbe cosmopolita y dinámica que representó el centro de poder de las diferentes civilizaciones que se adueñaron de ella.

Sumerios, asirios, caldeos, persas, hasta el mismísimo Alejandro Magno se dejó cautivar por los maléficos encantos de la incitante Babilonia.Mentar Babilonia sin recordar al monarca que impulsó el embellecimiento de la ciudad y extendió su imperio hasta Palestina, es un sacrilegio.Nabucodonosor representó el esplendor y el culmen de la preponderancia de la cultura babilonia sobre su entorno inmediato.

Los profetas hebreos que fueron testigos del destierro babilónico, tras la destrucción del templo de Salomón por Nabucodonosor en el 587 a.C., denunciaron repetidamente una serie de rituales decididamente idolátricos en la que algunos israelitas estaban cayendo.Y es en el marco de este tipo de prácticas de corte religioso en el que se describe una práctica que a los puristas judíos pareció condenable en grado sumo.Tal práctica atañe a lo que se conoce como prostitución ritual, un rito arraigado en el culto autóctono a la diosa Ishtar asociada con la fertilidad, nueva encarnación de la diosa madre, que prescribe la cohabitación obligatoria de toda mujer adulta, a cambio de un precio simbólico, con el primer hombre que esté dispuesto a honrar a la fémina con la liberación del maleficio que caería sobre ella y su descendencia en caso de no condescender.

En esencia todo tipo de expresiones posteriores referentes a Babilonia, sus ríos y sus prostitutas parten de esta injusta vejación impuesta por decreto.Al hilo de lo anterior, creo que viene como anillo al dedo otra expresión gráfica para describir con precisión la afrenta a la que miles de mujeres babilonias fueron sometidas, y es que hay que tener estómago para aguantar algo así.

Saludos.

Etiquetas: ,

5 Comments:

Anonymous leodegundia said...

Yo siempre me pregunté a quién demonios se le ocurren todos los rituales, algunos verdaderamente aberrantes, sean de la religión que sean.
Y lo mas triste es que a alguien, enfermo creo yo, se le ocurren y los demás los aceptan sin rechistar.
¡Ay!, que mundo este.

7:56 p. m., enero 30, 2006  
Blogger Galufante said...

leodegundia:

Supongo que hay que situar cronológicamente cada una de las prácticas para intentar comprender las motivaciones que indujeron a su aplicación...No creo que sea en ningún caso extrapolable ni siquiera comparable nuestra visión actual con respecto a versiones anacrónicas.
La concepción de aberrante no deja de ser una interpretación contemporánea que puede no corresponder con el significado de que estaba dotada tal práctica en su adecuado marco histórico.
En la imposición de una minoría a una mayoría, estoy de acuerdo, pero esto sigue pasando hoy en día.

Agur.

7:04 a. m., enero 31, 2006  
Anonymous leodegundia said...

No estoy totalmente de acuerdo; es cierto que para juzgar cualquier época se tiene uno que situar lo más cercanamente posible a la misma, pero eso no disculpa que, sea quien sea el que decide que sacrificios hay que ofrecer a los dioses, se permita el lujo de idear verdaderas brutalidades que obliga a cometer a gente que estoy segura (quitando algún fanático, que siempre existieron) que no deseaban hacerlo.
No se si me expliqué bien, este tema es difícil tratarlo en pocas palabras.

3:36 p. m., enero 31, 2006  
Blogger Galufante said...

Leodegundia:

Es que ese concepto de barbaridad o aberración está teñido por el momento histórico en el que se produce...Hace 7 siglos a ninguna nujer musulmana se le pasaba por la cabeza pensar en la vil degradación a la que estaba siendo sometida...Hoy en día, esa visión es radicalmente opuesta...

Agur.

4:05 p. m., enero 31, 2006  
Anonymous leodegundia said...

¡Claro que lo pensaba! y vivía aterrorizada, pero no podía decirlo.
De todas formas yo sigo preguntándome ¿quién es el que decide todas estas cosas?, una persona en un momento determinado es el que pone en marcha estos rituales, es esa persona la que tiene la "idea luminosa", no la sociedd ni el momento histórico.

9:08 a. m., febrero 01, 2006  

Publicar un comentario

<< Home

Hit Counter