<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

miércoles, julio 12, 2006

EXORCISMO

Habría que remontarse muy lejos en el pasado humano para encontrar el origen de esa concepción esencialmente dualista que opone a los principios antagónicos del bien y del mal que mantienen una batalla intemporal por la consecución del dominio sobre la fuerza enemiga y la prevalencia sobre la Tierra.Aunque, en lo tocante a nuestras raices culturales, el cristianismo ha sido el principal impulsor de un maniqueismo interesado y obsoleto que casi todos hemos mamado en nuestra más tierna infancia.

Claro está que la Iglesia Católica está del lado del bien, el partido de Dios, el creador, el omnipotente, omnipresente y omnisciente que vela por la salud y la prosperidad de su grey.El otro lado de la balanza está simbolizado por el maligno, el ángel de las tinieblas, Satán, el diablo y su cohorte de súcubos, demonios y espíritus que deambulan arteramente por nuestro mundo al acecho de cualquier alma cándida que pueda ofrecer su cuerpo como puerta de acceso a la humanidad para sembrar la semilla de la discordia, el caos, la guerra y acabar con la obra suprema del Sumo Hacedor imponiendo el reino de la destrucción y la muerte.

La institución eclesiástica se refiere a la posesión diabólica como un estado psíquico desequilibrado causado por infiltración de un ente maligno dentro del cuerpo de un huésped que orienta indefectiblemente la conducta de esa persona hacia actos considerados sacrílegos y altamente reprobables bajo la óptica cristiana.Más de uno recordará la espeluzante estampa de una jovencísima Linda Blair poseída por un espíritu perverso en esa magna obra de arte que es la película El Exorcista de William Friedkin.

Dada la irreductibilidad innata de los próceres vaticanos por la remisión de los pecados y la reconquista de las almas perdidas, la vuelta al rebaño lo llaman, y para librar a la humanidad de semejantes engendros maléficos, la Iglesia instituyó un complejo ritual basado en procesos reiterativos a caballo entre la salmodia y la teatralidad manifiesta a fin de conseguir expulsar al macabro inquilino del cuerpo de su inocente víctima.Hablamos del exorcismo, que aunque pueda parecernos algo anacrónico y en cierto modo cómico, sigue plenamente vigente en nuestros días, como puede atestiguar el párroco Fortea, conocido exorcista hispano, como no podía ser de otra manera.

Parece que para que la Iglesia permita su realización se deben cumplir varias condiciones como son que el posible poseído sea capaz de expresarse en dos lenguas muertas, que manifieste una repentina aversión a todo símbolo sagrado o que sufra quemaduras en la piel por contacto de la tan manoseada agua bendita.Hasta que punto puede considerarse tal actitud como resultado de una posesión o por el contrario como consecuencia de un estado psíquico desquiciado y obsesivo, sólo puede decirlo la ciencia.Una ciencia que, en este caso también, no se recata en afirmar su escepticismo natural.

Creo que sería apropiado aplicar aquel famoso refrán galaico sobre las hechiceras de pelo largo y nariz ganchuda y aseverar que no creo en posesos, pero haberlos, haylos.Tan cierto como que nunca pude atisbar ningún poseso.Poseídos/as, multitud.Pero esa es otra historia.Dejemos que la Inquisición siga obrando.

Saludos.

Etiquetas: ,

4 Comments:

Blogger Peggy said...

Arquetipos ancestrales , miedos del subconsciente colectivo que permacecen , la batalla del mal y del bien , .......diabluras , kisses

1:02 a. m., julio 13, 2006  
Blogger Galufante said...

Peggy:

Y lo bien que la rentabilizan ciertos colectivos...si Torquemada volviese a nacer...o ya lo ha hecho???

Kisses for you.

Agur.

8:01 a. m., julio 13, 2006  
Anonymous Ana said...

Torquemada anda suelto, lo veo todos los días. Intentaré mantenerlo por aquí para que no os agobie mucho, tranquilos.
Le gusta la cerveza fría...todos tenemos nuestros puntos débiles.
Besoooo

12:57 p. m., julio 13, 2006  
Blogger Galufante said...

Anita:

Debe ser un apasionado de las parrilladas, con la que está cayendo...Callada te lo tenías, hereje, lo quieres para tí solita...

Agur.

3:49 p. m., julio 13, 2006  

Publicar un comentario

<< Home

Hit Counter