<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

martes, enero 03, 2006

NACEDERO DEL UREDERRA

Urederra, agua hermosa, su propio nombre autóctono habla por sí solo sobre la espléndida calidad del paisaje que bosqueja el nacimiento del susodicho río, dentro de un entorno cuasi-selvático, donde imperan los bosques de hayas y robles, hendidos por los incontables caños que reunidos forman la impetuosa corriente.

El circo del Urederra es un espectáculo admirable por sus altos acantilados sobre los que vuelan buitres y desde los cuales se despeñan manantiales surgentes de las profundidades que forman pozas cristalinas de un color turquesa raramente visible en otros lugares de la geografía española.

La sensación que percibe el caminante que se adentra en el tupido bosque, acariciado por la leve brisa que desciende del farallón rocoso, adormecido por el susurrante sonido que emana del ser fluvial y estimulado por el fragante aroma de romeros y bojes, es comparable al nirvana, un estado de semi-inconsciencia que traslada al viajero a parajes virginales donde el agua nunca deja de manar.

Si buscan paz, naturaleza, salud y...nirvana, en este modesto lugar los pueden encontrar.

Saludos.

Etiquetas: , ,

2 Comments:

Blogger Carlitos Satan said...

Sabia yo que el nirvana no podría encontrarlo por las calles de madrid.

Por cierto, muy feliz año

8:34 a. m., enero 04, 2006  
Blogger Galufante said...

Carlitos, en Madrid, más bien, lo que puedes encontrar son las calderas de Pedro Botero...demasiado ruido para mi gusto...

Feliz año para ti también.

Agur.

8:46 a. m., enero 04, 2006  

Publicar un comentario

<< Home

Hit Counter