<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d19486965\x26blogName\x3dPaladeando+esencias\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_ES\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://paladeando.blogspot.com/\x26vt\x3d9219698896640041428', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script> <!-- START: PDF Online Script --> <script type="text/javascript"> var authorId = "E2CB4839-2DCC-4AA3-B4EC-CACC80A65E8A"; var pageOrientation = "0"; var topMargin = "0.5"; var bottomMargin = "0.5"; var leftMargin = "0.5"; var rightMargin = "0.5"; </script> <script type="text/javascript" src="http://web2.pdfonline.com/pdfonline/pdfonline.js"> </script> <!-- END: PDF Online Script -->

martes, junio 06, 2006

MALDICION BÍBLICA

Apenas unas décadas despues de la transfiguración de nuestro Señor Jesucristo, acaecida alrededor del año 30 de nuestra cristiana era, un prosélito judío, amado discípulo del maestro galileo, conocido como Juan el Evangelista procedió a la escritura de su agorero Apocalipsis durante su dorado destierro en la bucólica isla griega de Patmos.Dentro de una visión esencialmente maniqueista el exégeta advierte de la proximidad del fatídico combate entre las fuerzas del bien y del mal, un episodio crucial que acarreará el triunfo de la encarnación divina del bien sobre las falanges infernales del mal.Un punto de inflexión que marcará la plenitud del reinado de Dios sobre los hombres.Amén.

Supuestamente, el enviado del averno llegará a la Tierra para extender su macabro imperio que amenazará seriamente la supervivencia de un género humano que será brutalmente inmolado por su reconocida iniquidad y abandono manifiesto de la fe en el supremo hacedor.Los defensores de la moral pública, o del bien que es lo mismo, se aplicarán en impedir el cumplimiento de la siniestra profecía y la hecatombe asociada que proclama el advenimiento del anticristo identificado irremisiblemente por su número de la bestia, una cifra de su nombre que sólo es accesible al inteligente pues no en vano representa el conocimiento absoluto.

En el presente día se dan las circunstancias adecuadas para elucubrar y dar pábulo a todo tipo de crípticas premoniciones como pueda serlo ese tan temido desembarco del ejército de las tinieblas comandado por el alias del maligno y el subsiguiente fin de los tiempos preconizado por San Juan.Porque claro está que 6 del 6 del 2006 sólo puede haber uno según nuestra particular cronología.De momento, el único indicio que puede considerarse nefasto es el asfixiante calor que soportamos en los Madriles.Aunque, por otro lado, eso es algo naturalmente normal en estas fechas.

Anecdóticamente, un servidor ha estado a punto de portar durante una fase de su trayectoria profesional el sacrílego número de la bestia como etiqueta identificativa intransferible.Me ha faltado un seis para completar la demoníaca trilogía.Supongo que debo adolecer de una cierta atracción fatal por el lado oscuro.Quizás la sabiduría no ande tan lejos de tan gélido o ardiente, quién sabe, lugar.¿Alguien se puede desprender de un seis accesorio?.

Saludos.

Etiquetas:

2 Comments:

Anonymous Ana said...

Hace un mes fuí a iniciar el tratamiento para dejar de fumar y me pesaron. Pesaba 66.600.Ahora peso bastante menos, pero me hizo gracia.
Y gracias por tus palabras, Galu. Muchas gracias.
Un beso.

6:26 p. m., junio 06, 2006  
Blogger Galufante said...

Ana:

Otra afectada por la maldición del triple seis...Sabes lo que te digo? Que no me importaría lucir ese triple seis resultante de pasar por la balanza...
Nada mujer, las palabras no cuestan nada, aunque si pueden ayudar en algo...

666 besos.

Agur.

6:37 p. m., junio 06, 2006  

Publicar un comentario

<< Home

Hit Counter